Las condiciones meteorológicas de principios de octubre no trajeron las precipitaciones necesarias para paliar la sequía acumulada. Las previsiones meteorológicas actuales indican la llegada de un temporal a partir del día 15 que afectará principalmente al oeste de la Comunidad; esta tormenta tiene poca probabilidad de lluvia asociada que pueda mejorar el estado de la vegetación. El riesgo se mantiene anormalmente alto para la época del año, debido a los factores ya mencionados: sequía acumulada y estado de la vegetación. Por ello, la Junta de Castilla y León continúa con la declaración de peligro medio de incendios forestales en toda la Comunidad hasta el 20 de octubre.

Un importante despliegue de medios sigue impidiendo que se produzca cualquier intento. Se destinará personal de guardia, tanto agentes medioambientales como técnicos de extinción de incendios; Todavía hay trece activos aéreos operativos en sus bases a partir del día 16, de los cuales quedan diez. Hay una tripulación de helicóptero por base y la mayoría de los camiones de bomberos continúan operando. Los equipos de tierra continúan trabajando en la montaña con disponibilidad para ir a los incendios y continúan brindando el 30% de los puntos de control de maquinaria.

Es noticia  La Junta y los agentes sociales CEOE-CYL, CCOO y UGT acuerdan mejorar el operativo de extinción de incendios forestales

Recomendaciones a la población

Con efectos de esta declaración, entran en vigor las medidas preventivas específicas establecidas para este momento de peligro en la Orden FYM/510/2013, por la que se regula el uso del fuego y se establecen medidas preventivas en Castilla y León.

Recuerde que está prohibido, en la montaña y en los terrenos rurales a menos de 400 metros de la montaña: quemar paja, hacer hogueras y hogueras, encender fuego en las áreas de descanso de la red viaria, tirar cerillas, colillas o cualquier material inflamable en el suelo; la quema a cielo abierto de vertederos, vertederos o cualquier acumulación de residuos de cualquier naturaleza; desechar los residuos o residuos que con el tiempo puedan volverse inflamables o capaces de provocar combustión, tales como vidrio, papel, plástico, aerosoles, encendedores, etc., fuera de los contenedores de basura; estacionar los vehículos en carreteras, caminos forestales y cortafuegos para impedir el paso de los vehículos de la Operación de Extinción de Incendios Forestales. El lanzamiento de cohetes, globos o artefactos de cualquier tipo que contengan fuego seguirá requiriendo la correspondiente autorización en la sierra y en zonas rurales a menos de 400 metros de la sierra.

Es noticia  Ministerio de Industria, Comercio y Empleo resuelve ayudas a trabajadores fijos con 1.426 beneficiarios

No se concederán autorizaciones para quemar vegetación y restos vegetales, en la sierra y en zonas rurales a menos de 400 metros de la sierra, durante este período.

La Junta de Castilla y León confía en que la población seguirá extremando la precaución en sus actividades laborales y de ocio al aire libre para evitar el inicio de un posible incendio y, en caso de producirse, alertar a través del 112. Recuerda que la realización de actividades no autorizadas puede provocar los incendios que ponen en grave riesgo vidas humanas, poblaciones y otros bienes, así como nuestro patrimonio natural y cultural, y que, además, pueden constituir actos delictivos.

Es noticia  Las Audiencias rechazan la petición de la UPL de estudiar la posibilidad de construir un puente entre Monleras/Villaseco y Carbellino

.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *